Estás aquí
Inicio > Vicaría de Pastoral > Nivel de comunicaciones > Entrevista del mes > Entrevista del mes — Monseñor Nelson Jair Cardona

Entrevista del mes — Monseñor Nelson Jair Cardona

MONSEÑOR NELSON JAIR CARDONA, OBISPO DE SAN JOSÉ DEL GUAVIARE:

“PASIÓN POR DIOS, PASIÓN POR EL HOMBRE”

Tras haber vivido unos Ejercicios espirituales muy afortunados en la casa de Retiros Redemptoris Mater de la ciudad de Medellín, el clero diocesano tuvo la oportunidad de conocer de cerca a Monseñor Nelson Jaír Cardona, Obispo de la Diócesis de san José del Guaviare, quien fue el encargado de dirigir las charlas pertinentes al tema misionero: “Pasión por Dios, pasión por el hombre”, con una acogida muy favorable por parte del presbiterio de Engativá.

Queriendo conocer un poco más de cerca a Monseñor Cardona, el Informativo Samaritano de la Diócesis de Engativá, le preguntó sobre su identidad personal y pastoral, ante lo cual el nuevo Obispo de san José del Guaviare afirmó:

“Bueno, yo fui nombrado por el papa Francisco hace un año como Obispo de san José de Guaviare. Procedo de la Diócesis de La Dorada, Guaduas, de un pequeño pueblo llamado Norcasia, allí viví, estudié, y ya cuando el Papa me llamó al Episcopado pues me fui a san José del Guaviare donde ejerzo mi labor como Pastor y Obispo”.

El haber platicado con diferentes sacerdotes de nuestra Diócesis enriqueció para él el encuentro en el que Monseñor nos compartió sus conocimientos con una profundidad teológica que agradó bastante al Clero diocesano de Engativá:

“Bueno, he encontrado un clero abierto, acogedor, amable, también un clero multicultural, porque en los pocos días que he compartido he visto que hay de todas partes, eso le da a la Iglesia una riqueza extraordinaria, he visto muchos carismas: religiosos, ex religiosos, sacerdotes de aquí y de allá, que le da una catolicidad a la Iglesia, y la acogida ha sido maravillosa”.

A pesar de que lleva muy poco tiempo como Obispo titular en san José del Guaviare, ya ha tenido la oportunidad de hacer un  reconocimiento bastante amplio de la realidad de su Iglesia local, preocupado principalmente por las secuelas dejadas por la violencia de nuestro país, pero ilusionado y esperanzado en la riqueza laical que encuentra en dicha región, donde el catolicismo sigue imperando con testimonios de vida que alientan a seguir trabajando en la región.

“Es una Diócesis (San José del Guaviare) llena de belleza natural, de gente llena de ilusiones, de esperanzas. Para nadie en Colombia es un secreto que es una Diócesis que ha sufrido muchísimo, una Iglesia que ha sufrido enormemente por los embates de la violencia en todas sus formas. Pues seguimos a la expectativa, porque muchas de las disidencias se quedaron allí, entonces seguimos a la expectativa, con esperanza, pero somos una Iglesia que camina con un laicado muy pujante; poco clero, pero el laicado como que ha suplido un poco esa falta de clero; por eso es un laicado muy comprometido, muy activo, que ha tomado muy en serio su misión bautismal de ser apóstoles también del pueblo de Dios”.

Humilde, sencillo, transparente, con una juventud envidiable en su rostro y su actitud acogedora, Monseñor Nelson Jair continúa su recorrido como Obispo y Pastor de una Iglesia seria, pobre y comprometida con el Evangelio, para seguir construyendo el Reino de Dios viviendo apasionadamente su misión, por Dios y por los hombres.

Artículos similares

Arriba
X